sábado, 27 de diciembre de 2008

[Relatos] Encuesta voluntaria

– Le recordamos que todas las respuestas son voluntarias y serán almacenadas de forma anónima y sin ninguna relación con su persona física. Bien, empecemos la pequeña encuesta. ¿Edad, caballero?
– 35 años.
– Sexo… masculino. Perfecto. ¿Empleo?
– Dependiente de una tienda de animales.
– ¿De qué cadena?
– Huellas.
– ¿Desde hace cuánto tiempo?
– Diez años.
– ¿Anteriores trabajos?
– Pescadero, cartero. También trabajé como dependiente en un Telepizza.
– Muy bien. ¿Estudios?
– COU.
– ¿Algún otro título?
– No.
– ¿Estado civil?
– Casado.
– ¿Hijos?
– Sí.
– ¿Cuántos?
– Uno.
– ¿Edad?
– Nueve años.
– ¿Sexo?
– Masculino.
– ¿Va bien en los estudios?
– Sí.
– Bien, volvamos a su matrimonio. ¿El hijo es de su actual esposa?
– Sí.
– ¿Cuánto llevan casados?
– Siete años.
– ¿Edad de su pareja?
– 34 años.
– ¿Había tenido algún matrimonio anterior?
– No.
– ¿Es feliz con su mujer?
– Sí, mucho… oiga…
– No se preocupe. Le recordamos que puede elegir a qué preguntas no responde. Pasemos a otro tema.
– De acuerdo.
– ¿Es vegetariano?
– No.
– ¿Le gusta practicar deporte?
– Sí.
– ¿Qué deporte?
– Tenis de mesa.
– ¿Ha estado alguna vez federado?
– No.
– ¿Qué otros deportes practica?
– Sólo tenis de mesa.
– ¿Sigue las competiciones de ese deporte por los medios?
– No.
– ¿Y de algún otro deporte?
– Fútbol.
– En una escala del uno al cinco, ¿dónde situaría su afición por dicho deporte?
– En el tres. Sí, el tres, probablemente.
– ¿Le gusta el cine?
– Sí.
– ¿En casa o en una sala cinematográfica?
– En una sala.
– ¿Con qué frecuencia va?
– Digamos que una vez al mes, aproximadamente.
– Bien. Cambiemos de tema. ¿Es usted seguidor de alguna religión?
– No.
– ¿Alguna vez lo ha sido?
– No.
– ¿Cree en Dios?
– No.
– ¿Qué opinión le merece el aborto?
– Oiga, no le veo el sentido a la pregunta…
– Disculpe. Pasemos a la siguiente. ¿Celebra la Navidad?
– ¿A qué se refiere?
– Por favor, limítese a contestar a la pregunta. Si no sabe qué responder, podemos pasar a la siguiente.
– Sí, celebro la Navidad.
– ¿Tiene permiso de conducción?
– Sí.
– ¿Tiene coche?
– Sí.
– ¿Marca y modelo?
– Renault Clio Campus.
– ¿Alguna vez le han multado?
– Sí, una vez.
– ¿Causa?
– Exceso de velocidad.
– ¿Qué opinión le merece el carné por puntos?
– Creo que podría… un momento… oiga, no sé a cuento de qué viene esta pregunta.
– Pasemos a otro tema. ¿Milita usted en algún partido político?
– No.
– ¿Algún sindicato?
– No.
– ¿Alguna vez lo hizo?
– No.
– ¿A quién votó en las últimas elecciones?
– No contestaré a esa pregunta.
– No importa, podemos obviarla. Tratemos otros asuntos. ¿Su actual esposa fue su primera pareja?
– No.
– ¿Tuvo muchas parejas anteriormente a ella?
– Depende de qué considere por “muchas”.
– Consideraré la pregunta como no contestada. ¿Alguna vez le ha puesto los cuernos su mujer?
– ¡Oiga!
– Bien, bien, no se preocupe, nos saltamos esa y ya está.
– No me parece ético que hagan este tipo de preguntas, además, no veo el sentido que puede tener para…
– No se preocupe, caballero, ya hemos terminado. Ahora sólo necesitamos que nos facilite un número de contacto y la dirección de su casa para que podamos enviarle los libros que ha adquirido. Tal y como establece la promoción, le aplicaremos inmediatamente el descuento de 1€. Gracias por su atención.
– Gracias a usted. Adiós.
– Adiós.


Relato publicado también en Sopa de Relatos.

3 comentarios:

Tito Charly dijo...

jajajajajjajajaja muy bueno

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Wednesday dijo...

por dios, menudo encuestador más pervertido! jaja